Deportes electrónicos: un desafío sectorial

El martes de 23 de abril de 19 a 21:30 Hs. en el Aula 3101 de la localización Centro de la Universidad Abierta Interamericana, se llevará a cabo el encuentro llamado: “Deportes electrónicos: un desafío sectorial”.

La actividad dirigida a alumnos de la facultad de Tecnología Informática y público en general interesado en E-Sport.

Los tres objetivos principales de la charla son: Dar a conocer la actividad en la comunidad interna y externa, conocer cómo trabaja el ecosistema de E- Sport y convocar a nuevos jugadores para integrar el equipo UAI

Argentina va en la estela del mercado internacional y presenta todas las particularidades socioeconómicas para coincidir con el aumento de jugadores de PC y smartphones de otras partes del globo.

En Latinoamérica los países que más cotizan con los deportes electrónicos son:

  1. México: USD 1.600 millones.
  2. Brasil: USD 1.500 millones.
  3. Argentina: USD 423 millones.
  4. Colombia: USD 340 millones.
  5. Chile: USD 208 millones.

El encuentro estará a cargo de la Mg. Susana Darin, Secretaria Técnica Facultad y del Ing. Pablo Vilaboa, Director de la Tecnicatura Universitaria en Desarrollo de Videojuegos.

La UAI es una de las pocas instituciones que ofrecen la Tecnicatura Universitaria en Desarrollo de Videojuegos. Cuenta con profesionales altamente capacitados y con las comodidades que la carrera exige para explotar al máximo su potencial.

En nuestro país actualmente los videojuegos no están considerados como un deporte. El año pasado la AADE (Asociación Argentina de Deportes Electrónicos), presentó en el Congreso de la Nación un proyecto para que el Estado reconozca la práctica, que los jugadores sean considerados ciberatletas y que se cree un registro nacional de deportistas.

Los jugadores de elite cuentan con patrocinadores que sostienen toda la rutina y los requerimientos que ese nivel exige: coaching, psicólogo, nutricionista, y preparador físico. Los ciberatletas pasan entre diez y ocho horas diarias frente a la computadora con una frecuencia de seis días a la semana, en donde entrenan estrategias, analizan partidas y perfeccionan su juego.

La enorme y continua expansión, la cantidad de jugadores, el dinero que genera la industria y la gran cantidad de espectadores que siguen este deporte, hace que el próximo objetivo sea uno muy grande: buscar la inclusión en los Juegos Olímpicos de París 2024.